jueves, mayo 23, 2019

MARÍA ELVIRA CUELLO
A veces la vida nos da giros que nos dejan en un punto donde todo puede ser para bien, empezando de nuevo con ganas y con una versión mejorada de nosotros mismos. No siempre ese giro es de 180 grados, en el que el punto inicial está del otro lado, dándonos grandes oportunidades. Nunca estamos preparados para lo que nos viene, y mucho menos si ese giro inesperado es de 358 grados…

Tags: , , , , , , , ,

Related Article

No Related Article

0 Comments

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Social

Advertisement

Social

Advertisement